Cuando hacés la prueba de manejo

Diego Barracuda (host):
Y después de esa pésima imitación de acento chileno, pero sobre todo de este hit, empezamos un nuevo episodio después de… bastante rato la verdad de no sacar un episodio en el formato habitual, porque veníamos de una seguidilla de videos, además del episodio que hicimos con Corta Corriente, entonces ya ya hacía falta, ya hacia falta un episodio clásico, un episodio con una estupidez al inicio, con la pre-intro, la intro que viene después de esto, ya hacía falta.
Y nada, en este episodio les voy a contar… Bueno, yo no les voy a contar, les van a contar tres historias que sucedieron en pruebas de manejo o que están de alguna forma relacionada con las pruebas de manejo. Aquí se las dejo.
Yo soy Diego Barracuda y esto es: No sos especial.
(Música de intro)
Diego Barracuda (host):
Honestamente, ya extrañaba, ya extrañaba ponerme a grabar así nada más yo, aquí en mi cuarto, con mi compu y mi micrófono. Eh, han sido días super movidos, super chivas, he conocido a mucha gente que está ahí del otro lado escuchando y eso la verdad ha sido muy emocionante. Extrañaba también estar aquí y que -ruido de avionetas- suenen las avionetas del Tobías Bolaños -más ruido de avionetas- que todas las mañanas -sigue el ruido de avionetas- que todas las mañanas, me hacen el día como si fueran el canto de pájaros.
Y nada, extrañaba mucho estar acá, pero he disfrutado mucho también las ultimas dinámicas, los últimos videos, eeh, las interacciones con ustedes, este… Se vienen mas cosas, pero por ahora, vamos a lo clásico. Al clásico episodio de tres historias, creo que bastantes divertidas, muy diferentes a lo que hemos contado hasta ahora, pero creo que es un tema que mucha gente se va a relacionar porque sé que muchos de ustedes, es muy probable, hayan tenido que hacer la prueba de manejo más de una vez o que algo haya pasado mientras lo hacían.
Así que nada, empezamos con la primera historia.

Historia 1:
Bueno, a mí sí me dieron mi licencia, pero me sentí poco decepcionado de que solo me dieron una licencia para vehículo y no para algo con más calibre, no sé, un tanque -sonido de tanque- un bus -sonido de bus- un camión, un helicóptero, un submarino, porque, eh, lo que me sucedió el mismo instructor dijo “Esto nunca me había pasado en todos mis años “
(Música)
Eh, la hice en Paso Ancho, la prueba, y pues comencé normal. Se comienza con los conos, se da una vuelta, se hace como un ocho y al final, eh, donde hiciste los conos te venís en reversa y pues todo lo hice perfecto. Y después de terminar en reversa, eh, el instructor nunca se montó conmigo, siempre estuvo viéndome de lejos con un tablero ahí calificándome y cuando terminé, como no estaba conmigo no sabía qué hacer, entonces le chiflé -sonido de chiflido- para llamar su atención y cuando me vio le pregunté qué hacía, entonces él hizo con sus manos, según él, me dijo que fuera hacia donde él estaba. Mi interpretación de su señal de las manos fue “Vengase en reversa” -risas y sonido de carro en reversa-
(música)
Y eso hice -risas- entonces me fui en reversa exactamente en todo el camino que le había hecho antes. Y lo hice perfecto, fue super complicado porque tuve que hacer reversa en curva y todo, cuando llegue a donde se hacia el ocho, el tipo me paró y me dijo “¿Qué está haciendo?” y yo le dije “Y di me vine en reversa” y él me dijo “No bájese, aquí termino la prueba. No le van a dar la licencia a alguien que no sabe seguir instrucciones” y yo bueno, por frikeado y porque todo el mundo contaba historias de que los instructores o lo que los calificaban siempre les pedían plata, yo me llevé una grabadora, en aquel tiempo era un dispositivo mp3, lo puse a grabarlo y le dije “Bueno, di es que yo no tengo ninguna instrucción. De hecho aquí tengo una grabación donde usted nunca se monto ni siquiera al carro para calificarme” y diay sí, se asustó un poco y me dijo “¿Me está queriendo amenazar?” y yo le dije “Pues, tómelo como usted quiera, nada más tengo una grabación en donde usted nunca me da una instrucción, y si usted nunca me dio una instrucción no me pude haber equivocado en una instrucción que usted me diera e hice bien todo lo que usted me pidió, hasta la reversa” -risas- Entonces tuvimos una discusión de algunos minutos, hasta que el tipo accedió a continuar la prueba, pero después de esto venia la prueba de la calle y creo que este tipo ya venia tan asustado o tan emocional, que me detuve en un semáforo en verde, se me apago el carro en un alto y todo lo que sucedió desde que salimos del plantel hasta que volvió en realidad fue el señor diciéndome “No todos somos así, no todos somos unos corruptos”
(música)
Una sermoneadera, que cuando llegamos al plantel nada mas obtuve mi licencia después de haberlo hecho super bien o todo super mal -risas-
(música)
Diego Barracuda (host):
Les quiero recordar que si todavía no nos siguen en Instagram, sé que mucha gente ahí que está escuchando en este momento que todavía no nos siguen en Instagram porque la diferencia entre seguidores que tenemos con respecto a la gente que nos escucha todavía sigue siendo bastante considerable y mi meta es poder hacer que toda esa gente que esta escuchando ahí porque está suscrito por medio de Apple podcast o que nos sigue por medio de Spotify, nos siga también en Instagram. ¿Por qué? Porque ahí se mueve la cosa, o sea, si hay actividad en el podcast por medio de esas apps, en Instagram es probablemente el triple de actividad con respecto a historias, interacción.
Nada, la pasamos bastante bien y además se cumple con el objetivo del podcast que es acompañarnos y pasarla bien, este… Así que nos pueden encontrar como No Sos Especial en Instagram o suscribirse en YouTube porque mas que nunca esta muy activo y ya se vienen mas cosas, por ejemplo, eeh… Pronto les voy a enseñar como un resumen de la actividad que tuvimos en Cabra Negra en donde estuve recibiendo historias a cambio de Capuchinos, fue muy interesante porque el tema principal, por así decirlo, eran momentos “trágame tierra” sin embargo se convirtió en algo mucho mas interesante, algo mucho más experimental y también algo mucho mas casual. Bueno, les voy a contar en ese video como nos fue, pero además se viene después de ese video el episodio que grabamos en Cabra negra.
Vamos con la siguiente historia.

Nicole:
Hola, mi nombre es Nicole y les voy a contar la vez que hice mi prueba de manejo.
(Música)
Bueno, la cuestión es que matriculo el examen práctico de manejo, aquí en San José y… Le cuento a mis papas que di que voy a hacer el examen y que ya había practicado bastante con el carro y que di super fácil, igual lo iba a hacer en un automático entonces regalado. Pero, mi mama se cree, bueno se cree no, es tica linda. Entonces, la mujer muy gata me dice “Pero es que suave un toque, tengo un amigo que es trafico entonces me dio el numero de otro trafico que trabaja en el MOP y que le puede hacer la vueltilla ahí, por cualquier cosa si los nervios le ganan y así” y yo, “Pero ma, di, ya practique suficiente y todo” La cuestión es que como para no llevarla la contraria a la jefa le dije que sí, que estaba bien.
(Sonido de carros y naturaleza)
Llegué, me puse en contacto con el mae, el mae llegó, usaba corbata verdad, salió en moto y todo y yo, okey, me dijo que, si yo tenía el dictamen médico y le dije que no, me dijo que el me lo sacaba y yo, bueno está bien. Me pidió los 18 para el examen médico, pero la muy soplas solo andaba un billete de 50, entonces bueno, le digo al mae que tenga y que cuando me da el examen di, yo me voy a quedar aquí y que me de el vuelto y me dice, bueno está bien.
El mae se va, bueno, saluda a unos tráficos que venían por ahí verdad, y yo como “uy esta vara si esta como ilegal, ¿no?” y bueno, el mae se va, yo me quedo afuera de las instalaciones del MOP esperando, pasa la hora de mi cita, yo la dejo pasar porque di el mae me dijo que no pasara hasta que el mae volviera a llegar, me quede esperando, eran las 10… Eran las 11… Eran las 12… Eran la 1 y yo, di no, ¿Este mae qué? Lo llamaba, le escribía mensajes que se le presento algo en la Uruca entonces que tenia que ir a la Uruca, bueno nada, y nada, y nada.
(Sonido de reloj)
Pues, el famoso oficial Granados se fue con la plata.
(Música)
Con 50 mil colones que le di porque no tenia vuelto -risas- yo me quedé sin hacer la cita y fui el hazme reír de toda mi familia durante como cuatro meses diciéndome “¿Y qué? ¿Ya encontró a Granados?” y yo era la cólera de que no fue mi idea, fue la idea de mi mama -risas- y yo de ajá, de sapa, voy a hacerle caso y entonces la segunda vez que matricule dije que no ocupaba ayuda de nadie y que no la iba a hacer con Granados.
(Música)
Al día de hoy, yo le mando mensajes y todavía Granados no contesta, todavía está haciendo la vuelta en la Uruca -risas-

Diego Barracuda (host):
Recuerden que, si quieren que esta temporada siga pues, tienen que seguir enviando historias de cualquier tema, de cualquier cosa que ustedes digan “Esto no me hace especial y creo que vale la pena contarlo” lléguenle, mándenme un mensaje al 7166-2895 y si están fueran de Costa Rica seria 506 7166-2895.
Vamos a darle espacio a esta otra avioneta -sonido de avioneta- usualmente las corto en realidad, pero esta vez las voy a dejar ser.
¿En que estaba? Estaba hablando de historias, sí, recuerden que pueden enviarme historias de cualquier tema ya sea de algún tema que ya hemos hablado o de los temas que todavía nos faltan por conversar, que en realidad son bastante pocos así que de aquí en adelante la cosa se vuelve pura improvisación.
Yo quiero que esta temporada dure bastante, quiero que esta temporada capaz y nunca se acabe, no sé, tal vez nada mas me de un breakcito de la tercera a la cuarta bastante corto, mucho mas corto que el de las anteriores, pero mientras sigan llegando historias habrá episodios así que nada, bienvenidas sean las historias.
Vamos con la última.

Julián:
¿Eso? ¿Todo bien? Ok, suave, te voy a mandar la mejor historia que tengo de cuando hice la prueba de manejo, es un poco larga así que…
(Música)
Aprendí a manejar en un carro de marchas, pero obviamente yo no quería hacer la prueba en un carro de marchas, entonces, mae, le dije a mi mejor amiga como présteme su carro, para hacer la prueba y entonces la paso flawless, según yo. Entonces bueno, la cosa es que mi amiga me dijo que sí y me presto el carro, pero mae era un carro así que yo nunca en mi vida había manejado, nunca había usado, entonces ya el día de la prueba, di estábamos en clases, salimos y entonces ella me dijo como “di bueno, vamos, pero primero de una vuelta como con mi carro por la UCR para, diay, para que se acostumbre” entonces di, ya.
Hicimos eso, todo bien, y ya íbamos como un poco cortos de tiempo, mae y yo le dije como “bueno, ¿dónde queda el plantel?”, mae y en ese entonces, no sé cómo es ahora, pero en ese entonces uno tenía como dos citas, o sea, el mismo día pero una era para entregar los papeles que era en un lugar diferente y la otra era ya como en el plantel para hacer ya la prueba, entonces como que di obviamente mi amiga no se acordaba donde era porque había echo la prueba hace como tres años, entonces mae pusimos Waze y yo puse como plantel y me salió una opción y ya la puse y mae la vara es que obviamente llegamos a un lugar que era un plantel del ICE que no tenia nada que ver -risas- y entonces, di ya me baje, y yo como “Ah sí, para hacer la prueba” y el mae como “Uy no, está perdidísimo mae”
Y entonces bueno, la cosa es que cuando ya llegue como al lugar para entregar los papeles obviamente ya iba tarde, incluso como para la prueba en el plantel y mae, di, obviamente la burocracia y todo si había demasiada gente, fue una fila como de media hora, mae cuando llegue me hace el mae “Mae, es que ya va tarde hasta para la prueba de manejo, o sea” y yo mae “sí, es que paso esto” entonces super buena nota me dijo “Bueno, hagamos algo. Yo voy a mandar como una notificación para que sepan que usted sí va a hacer la prueba de manejo y mae le cambiamos la hora como dentro de media hora para que pueda llegar a tiempo” y yo “Mae, buenísimo” y ya salgo todo feliz.
Mae y cuando salgo del lugar donde se entregan los papeles, así, el carro estaba en el suelo, se me había reventado una llanta, mae yo creo que había majado como un clavo en la UCR y el carro estaba así pero en el suelo y yo mae ¡Qué mierda!, y yo di no, ya perdí la prueba y mi amiga como “No, tal vez por aquí hay una gasolinera” mae, entonces manejamos el carro así en el suelo hasta la gasolinera y mae, le pregunte yo como “si buenas, es que tenemos esta llanta pero tengo la prueba de manejo como en 15 minutos, necesito que me la cambien” y el mae como “Mae, no, imposible arreglar una llanta en tan poco tiempo y que llegue a tiempo al plantel” entonces mae, di, lo que se me ocurrió fue como que el mae llenara la llanta al máximo, o sea, bueno, la cambiamos por la de repuesto, y que llenara esa llanta, mae, al máximo para meterla ahí en la joroba y cuando, mae, la persona que me hiciera la prueba revisara que la llanta estaba inflada, di, se sintiera, la llanta de repuestos, se sintiera inflada, pero en realidad estaba explotadisima, pero di la llenamos así, casi explotó la llanta y la pusimos ahí como supuestamente llanta de repuesto y mae ya.
Fuimos manejando entonces todo bien, íbamos como con tiempo, llegue, todavía faltaban como tres minutos con la extensión esa de media hora que me habían dado, mae cuando llego a ponerme a la fila del plantel, me hace una muchacha “Mae, ¿Usted es Julián?” y yo “What? ¿Cómo sabe mi nombre?” y yo “Sí, sí”, todo feliz, “sí, sí” y me dice “Ay muchacho, es que llevan como media hora llamándolo” y yo “Ah, qué mierda, ya perdí la prueba” y ella “Sí, llevan como media hora gritando su nombre y ya ha pasado otra gente” y yo ah, fuck!
Entonces mae, corro, o sea me salto toda la fila, corro hacia la entrada del plantel y yo “Hola, mi nombre es Julián y me dijeron que llevan llamándome” y me sale di, una señora ahí, que era la que me iba a hacer la prueba y me dice “Ya perdió la prueba” mae y di obviamente yo por dentro me estaba muriendo y yo esta burocracia no puedo, pero, mae, yo dije “mae, si me peleo de fijo pierdo la prueba” entonces di le tiré una hablada de “No, disculpe señora” mae prácticamente como si fuera un dios, “Lo lamento tanto” entonces me dijo como “Bueno, hagamos una cosa pase, pase y hace la prueba ya, pero o sea, esto no se puede repetir, verdad” y yo “Bueno no, todo bien”
Entonces ya yo me monto, ese carro mae, tenia un sistema de alarma, mae, que mi amiga ya me había advertido, que si uno abre la puerta mientras el carro esta prendido, mae no sé, prácticamente se activaba por respirar, mae uno tenia que desactivarla con el botón de las llaves del carro, y si no hacia eso, empezaba a sonar como un pito ahí, mae y uno tenia que meter la mano debajo de la manivela, como abajo del dash y estripar un botón ahí que estaba super escondido que desactivaba la alarma y si no, o sea, porque ya la alarma empezaba a sonar cuando eso pasaba y si uno no estripaba el botón de abajo del dash el carro se apaga y di para antirrobos, yo no sé, un sistema incomodísimo, la cosa es que entonces, di mi amiga me advirtió eso y yo como “sí, sí o sea, eso nunca va a pasar pero gracias.”
Di ya, entro con el carro al plantel para hacer la prueba, o sea, esta señora se monta, caminamos un rato en el carro y me dice como “Ok, pare para revisar como sus di las llantas de repuestos y que tenga como la llave rana” entonces se baja del carro, abre la joroba, toca la llanta, primera prueba verdad -risas- bueno di, la pase verdad, la mae se creyó que la llanta estaba bien, eh, todo bien, entonces se vuelve a montar al carro y me dice como “Ok, todo bien” pero en eso empieza a sonar el pito ese porque obviamente se me había olvidado que cuando ella se bajo del carro tenia que desactivar la alarma, entonces di ya como que estripo verdad -risas- estripo el botón y todo bien, y yo “ufff”
Mae, vamos con la primera rotonda, paso la segunda rotonda y llega al punto como de la reversa, y entonces me dice “bueno, yo me bajo aquí y me voy di atrás y usted hace la reversa” y yo “Ok”, entonces se baja del carro, cierra la puerta, va y obviamente otra vez se me olvida desactivar esa alarma, y entonces mae empieza a sonar el pito y yo intentando ahí debajo del dash empieza a sonar la alarma -imita sonido de alarma y se ríe- y yo como, di mae si no estripo este botón a tiempo se va a apagar obviamente el carro verdad, entonces yo como bueno, ahí logro desactivar la vara pero di yo pensé que ya había perdido la prueba porque me sonó la alarma en media prueba, entonces echo reversa ahí todo charral verdad y llego y la mae como ”Bueno, muy bien” y yo como “¿Qué?, ah bueno, pensé que había perdido la prueba” y ella como “No, no, le sonó la alarma pero todo bien” y yo bueno.
Para esto ya ella como que medio me odiaba obviamente por haber llegado tarde, y entonces ya me tocaba salir del plantel y seguir haciendo la prueba, y entonces salgo, o sea, cuando estábamos saliendo del plantel se acerca el guarda y le empieza a hablar y le dice “Oiga, nunca vuelva a hacer eso, eh, si una persona llega tarde no se puede hacer ninguna excepción y hay como 20 personas que perdieron la prueba que vinieron a reclamar porque usted dejó que este muchacho hiciera la prueba” o sea, la mae di obviamente me odio, así ya, como que la mae en serio dijo “Sí, este imbécil me acaba de arruinar mi trabajo”, entonces durante todo el camino de la prueba afuera ya en calle, la mae así, ni siquiera me decía nada, como 5 metros antes era como “Izquierda, derecha” y yo así, mae, era un estrés verdad.
Y entonces di, como que de repente la llaman al celular verdad, y era un banco, mae y la mae empieza así, puteadisima a hablar con el banco “Que no, que yo nunca ordene ninguna tarjeta, que yo no quiero eso” y entonces di, en eso ella me decía “Izquierda, izquierda” entonces di, obviamente la prueba era un caos, yo estaba así temblando y todo, porque ya pensé que se me había estallado la llanta, se me había activado la alarma, llegue tarde, mae y entonces cuelga y yo como bueno, aquí la vara es haciéndome amigo de ella, y yo como “Ay mae, sí, que tirada esos bancos solo llaman para joder” y ella “Ahh, sí” entonces como que se suavizo un poco y comenzamos a hablar de bancos y llamadas de bancos -risas-
Mae y entonces, ya di, termino la prueba verdad, y me dice “Hey, aquí termina, nada más parquéese ahí al frente del plantel” mae, la vara es que, o sea, eso es normalmente un parqueo así recto, uno nada mas llega y se parquea, en ese momento se había parqueado dos carros dejando un espacio en el medio, entonces di me hace ella “Ah di, le toca parquearse en paralelo”, y obviamente yo no sabia parquear en paralelo para ese momento, entonces di como que hice mi mejor intento, pero, o sea, lo hice pésimo porque entré con la trompa del carro y entonces di, obviamente me acerque demasiado a la acera mae y me clave en la acera, o sea, literal choque el carro contra la acera, así, todas las copas de las llantas todas raspadas, todo verdad, y yo nada más deje el carro así, o sea, ya no supe que hacer obviamente, había chocado contra la acera y la mae nada más abrió la puerta del carro y jalo -risas- mae y entonces yo como, me quede sentado, así, no sé qué acaba de pasar y mae entonces -risas- mae obviamente estaba algo así, abro la puerta, mi carro encendido, o sea… Bueno, el carro de mi amiga, encendido, ni lo apague ni nada, y salgo y empiezo “Señora, señora” -risas- “¿Pase o no pase la prueba?” y ya ella iba como 150 metros adelante se vuelve y me grita “Pague en el BCR lo que tenga que pagar y recoja la licencia, muchacho.”
(Música)
O sea, obviamente la mae ya dijo como “Mae, si este imbécil me vuelve a tocar otra vez, di, mi carrera se acaba”
Esa es mi historia de mi prueba de manejo, mae -risas- así que espero que sea lo suficientemente divertida porque mae para mi definitivamente lo fue.

Diego Barracuda (host):
Y bueno, eso fue todo por hoy. Espero que les haya gustado las historias que les traje en este episodio, si alguna vez tuviste un momento incomodo en una prueba de manejo, si alguna vez tuviste que repetir varias veces una prueba de manejo, si alguna vez hiciste una estupidez en alguna prueba de manejo, no sos el primero, ni serás el ultimo porque No Sos Especial.
Chao.
(Música Outro)

Leave A Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *